Fundación Tatiana

La Fundación

Tatiana Pérez de Guzmán el Bueno y Seebacher, nació en San Sebastián el 26 de octubre de 1923, y residió en Madrid toda su vida.

Tatiana procedía de una familia de antiguas raíces en la Historia de España, cuyos orígenes se remontan a los Golfines de Cáceres, desde el siglo XIII, y a los Pérez de Guzmán el Bueno de Córdoba, descendientes del defensor de Tarifa y de Leonor López de Córdoba, la valida de la Reina Catalina de Lancaster.

Tras una infancia y juventud vividas en su entorno familiar de la madrileña calle del General Martínez Campos, en 1949 se casó con Julio Peláez Avendaño, físico de profesión, quien le inculcó el amor a la ciencia y a la investigación.

En 1953, el matrimonio se instaló en la madrileña Quinta Torre Arias, donde desarrollaron su amor a la naturaleza . Tras el fallecimiento de su padre en 1977, Tatiana pasó a ser la VIII Condesa de Torre Arias con Grandeza de España, XI Marquesa de Santa Marta y Marquesa de la Torre de Esteban Hambrán.

Con el tiempo, Tatiana Pérez de Guzmán el Bueno y Julio Peláez decidieron constituir una fundación que, tras su muerte, conservara el patrimonio familiar y lo hiciera rendir en beneficio de la sociedad. Tras el fallecimiento de su esposo en 2003, Tatiana regresó a su casa de Martínez Campos y, posteriormente, constituyó la Fundación, siendo su primera presidenta.

Tatiana Pérez de Guzmán el Bueno falleció el 1 de octubre de 2012, dejando como heredera a la Fundación que lleva su nombre.

De esta forma todas las personas pueden disfrutar de la visita de uno de los Palacios más emblemáticos de Cáceres, ciudad Patrimonio de la Humanidad.